Seleccionar página

MISTIC SEAS

Aplicación de un enfoque subregional coherente y coordinado de monitorización y evaluación de la biodiversidad marina en la Macaronesia para el segundo ciclo de la Directiva Marco de las Estrategias Marinas.

Pardela cenicienta atlántica Calonectris borealis. Foto: © Juan Bécares

MISTIC SEAS nació de la necesidad de establecer unos programas de seguimiento coordinados en toda la Macaronesia que pudieran dar cumplimiento a la Directiva Marco de la Estrategia Marina. Después de una primera fase de diseño de metodologías estandarizadas, se procedió a su testado en el campo. Se aporta aquí información sobre esta segunda fase.

vacio

Your content goes here. Edit or remove this text inline or in the module Content settings. You can also style every aspect of this content in the module Design settings and even apply custom CSS to this text in the module Advanced settings.

Objetivos

El proyecto MISTIC SEAS tuvo como principal objetivo el diseño e implantación sobre el terreno de unas metodologías estandarizadas para el seguimiento de las aves marinas, los cetáceos y las tortugas marinas en la Macaronesia, que sirvieran para obtener información de forma regular a lo largo del tiempo, de modo que dieran respuesta a la Directiva Marco de la Estrategia Marina (DMEM).

Tanto cualitativamente (un buen número de especies son endémicas de la región), como cuantitativamente (la región supone la zona de cría de un porcentaje significativo de la población mundial de muchas especies), la subregión macaronésica resulta clave para la conservación de la fauna marina a nivel europeo y mundial. Los distintos programas diseñados debían responder a la pregunta de si el medio marino de la subregión presenta Buen Estado Ambiental (BEA) o no, entendido éste como la tendencia positiva o estable de todos aquellos indicadores de salud del ecosistema marino seleccionados como relevantes. Por lo tanto, las especies y parámetros seleccionados deben funcionar como indicadores de calidad del medio marino.

Desarrollo

Durante la primera fase, que tuvo lugar entre 2015 y 2016, Cory’s formó parte de los paneles de expertos que desarrollaron las metodologías a implantar. Se llevaron a cabo un buen número de talleres presenciales y reuniones por videoconferencia, de las que resultaron unos programas de seguimiento comparables entre islas. En las islas Canarias, estos programas van enfocados al monitoreo del charrán común Sterna hirundo, la pardela cenicienta Calonectris borealis, el petrel de Bulwer Bulweria bulwerii, la pardela chica Puffinus baroli y el paíño de Madeira Hydrobates castro.

La segunda fase, de la que Cory’s se hizo cargo en Canarias (contratados por el Gobierno de Canarias), se desplegaron estas metodologías sobre el terreno, delimitando perímetros de muestreo y localizando un número significativo de nidos que deberán ser monitoreados de ahora en adelante, obteniendo información acerca de la tendencia en la distribución, la abundancia, el éxito reproductor y la supervivencia adulta. Esta segunda fase, que transcurrió de diciembre de 2017 a febrero de 2019, se inició alguno de los programas de seguimiento, priorizando aquellos que no disponían de la suficiente información previa para su correcto desarrollo.

resultados

Metodologías desarrolladas

Las metodologías a seguir son muy variadas dependiendo de la especie y el parámetro. Así, se definieron fundamentalmente dos tipos de monitoreo de la abundancia: el conteo directo de nidos para aquellas especies con un número significativo de cavidades reproductivas accesibles y el análisis de las tasas de vocalización para las especies más escasas y de las que se conocen pocos nidos. El conteo directo de nidos se lleva a cabo en polígonos piloto de colonias distribuidas a lo largo del archipiélago, cuyos resultados pueden ser extrapolados al total poblacional. El análisis de la distribución se lleva a cabo por la mera comprobación de la presencia o ausencia de cada colonia conocida, siempre teniendo en cuenta los patrones de actividad de las distintas especies. Por su parte, los parámetros reproductivos a medir son dos: el éxito reproductor y la supervivencia adulta. Para el primero se requiere de el seguimiento regular de un determinado número significativo de nidos, siempre los mismos. Para medir la supervivencia, se requiere del anillamiento de todos los adultos reproductores y de la evaluación de las tasas de recaptura a lo largo de los años mediante modelos de captura-recaptura. Este último parámetro resulta especialmente importante en organismos tan longevos y especialistas de la k como los procelariformes.

Implantación de las metodologías

Las metodologías fueron testadas en colonias conocidas de las especies objetivo, fundamentalmente el sur del Parque Nacional de Timanfaya, Lanzarote, y la isla de Montaña Clara, Archipiélago Chinijo. Sin embargo, durante el transcurso de los trabajos, se halló una nueva colonia de petrel de Bulwer en La Graciosa. En total, se monitorearon 76 nidos de pardela cenicienta y 80 de petrel de Bulwer. Además de que la serie temporal tan solo es de 2 años, las prospecciones no se llevaron a cabo del mismo modo en 2017 y 2018, por lo que no pueden verse cambios en la abundancia. Los resultados de 2018 sí deben utilizarse como referencia para los programas de seguimiento a largo plazo. Los valores de éxito reproductor obtenidos pueden verse en la tabla aquí incluida.

En cuanto a la pardela chica y el paíño de Madeira, se obtuvieron tasas de vocalización relativamente elevadas en ambas colonias, con una mayor concentración de las vocalizaciones de pardela chica en una franja concreta de la noche y una mayor dispersión de la actividad del paíño. Existen referencias que vinculan estas tasas al tamaño de la colonia, por lo que en el presente proyecto se utilizan para evaluar la tendencia poblacional.

Informes internacionales

Tanto los progresos en el diseño de las metodologías como los primeros resultados obtenidos de su aplicación quedaron reflejados en informes técnicos coordinados por las administraciones públicas portuguesa y española (DRAM, MITECO, DGRM, Fundación Biodiversidad y FRCT). Todo ello se resumió finalmente en un único documento, el Macaronesian Roof Report, coordinado por el MITECO con la colaboración del Instituto Español de Oceanografía. Este informe puede consultarse aquí. Para más información sobre MISTIC SEAS, consultar la página web del proyecto: http://misticseas2.com/es

Fotografías © Juan Bécares, Gustavo Tejera  y Marcel Gil-Velasco (Cory’s)

Mistic Seas es un proyecto financiado por la Fundación Biodiversidad y el Gobierno de Canarias.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookiesACEPTAR

Aviso de cookies